Internacionales

Los ataques a iglesias en EE. UU. se acercan a los 300 casos

Los ataques incluyen incendios provocados, ventanas rotas, estatuas decapitadas y grafitis con términos satánicos.

FUENTE: GUIAME, CON INFORMACIÓN DE FOX NEWS /

Los ataques contra iglesias en los Estados Unidos han llegado a casi 300 casos desde 2020, según un informe reciente de CatholicVote.

En los últimos años, las iglesias católicas han sido atacadas y saqueadas en todo el país, incluso en lugares tan lejanos como Alaska. 

En la última actualización, realizada este martes (24), se registraron 278 ataques a templos, incluidas iglesias históricas que fueron destruidas.

Los ataques contra iglesias incluyen incendios provocados, ventanas rotas, estatuas decapitadas y grafitis con términos satánicos.

El informe de CatholicVote, una organización que lucha por la libertad religiosa en los EE. UU., señaló que «mientras los disturbios y los saqueos disminuyeron en el verano de 2020, los ataques a las iglesias católicas continuaron y aumentaron».

Aunque algunos ataques estuvieron acompañados de robos, el motivo de la mayoría de los incidentes no fue la ganancia material, sino simplemente la destrucción de la propiedad.

Según CatholicVote, solo el 25% de los ataques a iglesias fueron castigados con el arresto de los perpetradores.

Luego de que la Corte Suprema de Estados Unidos anulara el derecho al aborto, el número de ataques aumentó, con 121 casos registrados. El mismo hecho también fue identificado en un informe del Family Research Council, publicado en diciembre.

Los autores del artículo, titulado “ La hostilidad contra las iglesias está aumentando en los Estados Unidos â€ (en traducción libre del portugués), concluyeron que el aumento de los ataques a las iglesias en los EE. UU. está relacionado con “un colapso en la reverencia social y el respeto por los hogares”. del culto y la religión, en este caso, las iglesias y el cristianismo».

“Los estadounidenses parecen cada vez más cómodos atacando edificios de iglesias, lo que apunta a un problema social más amplio de marginación de las creencias cristianas fundamentales, incluidas aquellas que tocan temas políticos controvertidos relacionados con la dignidad humana y la sexualidad”, afirma el informe.

 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba