Internacionales

Iglesias cubanas se oponen a matrimonio gay

Joe Irizarry / Noticias Cristianas/

La avenida Malec贸n, punto tur铆stico importante en La Habana ha sido escenario de una protesta como parte de una campa帽a de las iglesias evang茅licas en contra de los elementos de la nueva constituci贸n de la isla, que puede aprobar la uni贸n entre homosexuales y ser sometido a refer茅ndum el pr贸ximo domingo (24).

鈥淓stamos hablando a favor del matrimonio como 茅l fue originalmente proyectado鈥, dijo el obispo Ricardo Pereira, de la Iglesia Metodista de Cuba, que enfatiz贸 que el evento no era pol铆tico, sino una 鈥渆xpresi贸n de fe鈥.

鈥淓s la primera vez desde el triunfo de la revoluci贸n que las iglesias evang茅licas crearon un frente unificado. 鈥淓s hist贸rico鈥, agreg贸, mientras los conductores tocaban la bocina con mujeres vestidos de novia y los turistas involuntarios de Cadillacs rosa saludaban con la mano.
Agarrando una rama de ores al lado de su marido, Debora Lisset Covas, 32, insisti贸 que la demostraci贸n no era homof贸bica.
鈥淢i t铆a es lesbiana y tengo amigos y colegas homosexuales. Todas son creaciones de Dios y yo los amo鈥, dijo ella. 鈥淧ero no quiero que la ideolog铆a de g茅nero sea ense帽ada en las escuelas. Es lo que sucede en otros pa铆ses cuando el matrimonio gay es legalizado鈥.
Mientras el estado est谩 usando la televisi贸n, peri贸dicos para pedir a la poblaci贸n que vote s铆 en la nueva constituci贸n, las denominaciones evang茅licas tienen una contra-campa帽a optimista y sin precedentes.

Las denominaciones metodista, pentecostal, bautista y asamblea de Dios colgaron carteles de tres metros en sus iglesias, diciendo: 鈥淵o estoy a favor del dise帽o original. Boda: hombre + mujer鈥.
Las iglesias imprimieron cientos de miles de carteles y panfletos que los  colocaron en puertas, postes de iluminaci贸n y autobuses internos.
La iglesia tiene una petici贸n con 178.000 firmas contra el reconocimiento legal del matrimonio entre homosexuales con la Asamblea Nacional de Cuba en octubre del a帽o pasado 鈥 un sin evento paralelo hist贸rico en la isla.

La operaci贸n altamente organizada de la iglesia super贸 la campa帽a de apoyo al matrimonio gay dirigido por el Centro Nacional de Educaci贸n Sexual (Cenesex) y la comunidad LGBT de la isla. La mayor铆a de los activistas LGBT independientes en la isla han confiado principalmente en los medios de comunicaci贸n social.
El gobierno cubano retrocedi贸 de la consagraci贸n del matrimonio gay en la nueva constituci贸n tras el rechazo popular generalizado. En las consultas p煤blicas sobre la nueva constituci贸n organizada en barrios, lugares de trabajo y universidades el a帽o pasado, los cubanos hicieron 192.408 comentarios sobre el art铆culo 68 鈥 que defini贸 el matrimonio como 鈥渓a uni贸n voluntaria entre dos personas鈥 y no una uni贸n entre hombre y hombre mujer en la actual constituci贸n. Una gran mayor铆a solicit贸 que el art铆culo 68 fuera eliminado.
La Asamblea Nacional de Cuba anunci贸 en Twitter en diciembre que hab铆a eliminado el texto 鈥渃omo forma de respetar todas las opiniones鈥. La constituci贸n final a ser votada por la poblaci贸n reduce la formulaci贸n inicial, dejando la puerta abierta para la legalizaci贸n del matrimonio gay en el futuro.
Los analistas esperan que el voto s铆 venza c贸modamente y la comparecencia sea alta. Pero un voto no significativo representar铆a una apertura pol铆tica en la isla, junto con una nueva generaci贸n de l铆deres que a煤n no han cimentado su autoridad.
Tambi茅n subrayar铆a c贸mo, como en toda Am茅rica Latina, los cristianos evang茅licos se convirtieron en una fuerza pol铆tica. Los pastores dicen que el 10% de la poblaci贸n cubana de 11 millones son ahora evang茅licos. Seg煤n The Guardian, la gran mayor铆a de los entrevistados dijo que votar谩 鈥渘o鈥 el domingo.
De acuerdo con las autoridades electorales, el 98% del electorado cubano vot贸 en la constituci贸n actual de Cuba en 1976. Pero en los 煤ltimos a帽os la comparecencia cay贸. Aunque es fuertemente alentado, votar en Cuba es opcional y las urnas son secretas. Cuba no permite que los observadores internacionales realicen las elecciones.

Publicaciones relacionadas

Bot贸n volver arriba