Una encuesta advierte de una “creciente confusión” teológica entre los evangélicos en Estados Unidos

Protestante Digital / Ligonier Ministries /

El estudio sobre el Estado de la Teología de Ligonier Ministries “revela que muchos evangélicos expresan puntos de vista erróneos”.

Ligonier Ministries, juntamente con LifeWay Research, ha publicado su encuesta bienal sobre el Estado de la Teología, cuyo objetivo es “tomar la temperatura teológica de los Estados Unidos para ayudar a los cristianos a comprender mejor la cultura actual y equipar a la iglesia para el discipulado”. 

La encuesta explora las creencias religiosas y culturales de los adultos estadounidenses con respecto a la naturaleza de Dios, la autoridad de la Biblia, la salvación o el compromiso político cristiano, entre otros. El estudio se ha presentado cada dos años desde 2014, y para esta edición se ha entrevistado a una muestra representativa de 3.002 personas, entre el 10 y el 18 de marzo de este mismo año.

Entre los entrevistados, 630 se definen a sí mismos como evangélicos. Según la publicación, aunque  “tienden a expresar una gran preocupación por el evangelio, las tendencias de las conclusiones revelan que muchos evangélicos también expresan puntos de vista erróneos que reflejan al conjunto de la población en Estados Unidos”.

Dios, Jesús y el Espíritu Santo

Al ser preguntados acerca de la doctrina de Dios, los evangélicos encuestados son prácticamente unánimes en afirmar que Dios es un ser perfecto (97%); que Dios es una trinidad compuesta por Padre, Hijo y Espíritu Santo (96%); y que Dios se preocupa sobre nuestras decisiones rutinarias (87%).

Sin embargo, en lo que respecta a si Dios acepta la adoración de todas las religiones, los evangélicos estadounidenses se muestran más divididos, con un 42% mostrándose de acuerdo y un 49% respondiendo “no”.

Con respecto a Jesús, dos tercios de los evangélicos (65%) afirman la declaración de que “Jesús es el primer y mayor ser creado por Dios”, mientras que el 30% asegura no creer que Jesús sea Dios sino un “gran maestro”, lo cual es “muy preocupante” para los autores de la encuesta. En cuanto a las preguntas sobre el Espíritu Santo, el 46% de los evangélicos apuntan que “el Espíritu Santo es una fuerza pero no es un ser personal”, mientras que el 78% no considera que el Espíritu puede instruir a alguien a hacer algo que va en contra de la Biblia.

El 94% de los evangélicos estadounidenses ve la Biblia como una autoridad

Cuando se refieren a la Biblia, el 98% de los evangélicos creen que los relatos bíblicos sobre la resurrección de Jesús son “completamente precisos”, y el 91% afirman que la Biblia es “100% precisa en todo lo que enseña”.

Aunque el 94% se muestran de acuerdo con que la Biblia tiene autoridad para instruirnos en cuanto a lo que hacemos, el 18% de los evangélicos que han respondido a la encuesta también creen que la Biblia “contiene relatos útiles de mitos antiguos pero que no son realmente ciertos”.

La doctrina de la salvación

“Solo una minoría de los evangélicos estadounidenses (38%) están de acuerdo con la doctrina de que Dios escogió a las personas que serían salvas antes de que crease el mundo, lo que muestra que la influencia de la teología arminiana permanece sólida en las iglesias evangélicas del país”, concluye la encuesta.

Además, la encuesta “muestra una disminución en el número de evangélicos que tienen un entendimiento preciso de la obra del Espíritu en la salvación, con solo el 57% afirmando que el Espíritu Santo produce un nuevo nacimiento espiritual o una nueva vida previa a la persona que tiene fe en Jesucristo”.

La encuesta también refleja que “el 84% de los evangélicos entrevistados creen que Dios considera a una persona justa no por sus obras, sino únicamente por su fe en Jesús, y el 46% afirman que todo el mundo peca un poco pero que la mayoría de personas son buenas por naturaleza”.

Evangélicos en política

Este es un año de elecciones presidenciales en Estados Unidos y “los evangélicos expresan un fuerte apoyo a la libertad de los cristianos para participar del debate”, subrayan los autores de la publicación.

Solamente el 16% de los evangélicos dicen que “los cristianos deberían guardar silencio ante cuestiones políticas”. Una clara reducción respecto al 395 que aseguraban lo mismo en 2016, antes de la elección de Donald Trump como presidente.

Según el presidente y director ejecutivo de Ligonier Ministries, Chris Larson, “la encuesta de 2020 sobre el Estado de la Teología pone de manifiesto una creciente confusión en Estados Unidos sobre la enseñanza de la Biblia y la realidad de quién es Dios”.

“Muchos han observado la tendencia de los estadounidenses hacia el relativismo y esta encuesta ayuda a cuantificar el grado en que esta nación está abandonando por completo la verdad objetiva”, remarca Larson.

Desde Ligonier también advierten que “tristemente, justo cuando la iglesia necesita ser clara y firme acerca de nuestros Dios trino, la Biblia, el pecado y la salvación, muchos evangélicos están siendo más influenciados por la deriva cultural que por la palabra de Dios”. Sin embargo, “los cristianos tienen la oportunidad de traer luz y consuelo a nuestros tiempos turbulentos apuntando a Jesús y a la autoridad y la suficiencia de la Biblia”.

“Los resultados de esta encuesta muestran que hay mucho trabajo por hacer. Oremos por un despertar a nuestro Dios santo y a lo que Él ha revelado de sí mismo y sobre cómo debemos vivir en este mundo”, añade Larson.