Centro Cristiano Vida Nueva concluyó escuela de verano

Redacción: Róger Murillo /Foto: Adina Hernández/ periodicomaranata.com/

El Centro Cristiano Vida Nueva (CCVN) ubicado en Alajuela, Costa Rica, concluyó el campamento o escuela de verano para niños denominada “Observadores Galácticos”, el cual se realizó del lunes dos de enero al sábado seis, todo bajo el lema” buscando lo visible descubriendo lo invisible”. (Video en proceso).

Este quinto campamento del CCVN contó con un aproximado de 90 niños de diferentes edades, quienes estuvieron recibiendo formación bíblica durante toda la semana, pero a la vez participaron en diversas dinámicas con fines de aprendizaje. Este esfuerzo fue dirigido por doña Alicia Arguedas con el apoyo de un equipo de 38 personas entre adultos,  jóvenes y adolescentes.

También disfrutaron de ratos de esparcimiento y coreografías con canciones alusivas al tema de la creación, algunas de las cuales presentaron el día de la clausura ante la presencia de los padres de familia que se dieron cita en las instalaciones del Centro Cristiano Vida Nueva.

Este tipo de campamentos trascienden la iglesia local, en virtud de que asisten niños que no se congregan y que son invitados por sus compañeritos de escuela o vecinos, por lo cual esta actividad se convierte a la vez en una plataforma evangelística idónea para presentar el mensaje de Jesús.

Cabe destacar que la nave principal de las instalaciones del CCVN se convirtió en la base de las coreografías, con un fondo espacial de altísimo nivel artístico diseñado por el arquitecto Johnny Zúñiga Andrade, miembro de la congregación y quien tuvo un aporte clave en la elaboración de las  manualidades de esta escuela de verano.

Otra imagen admirable fue un transbordador espacial ubicado al ingreso del templo, el cual fue elaborado por el pastor Armando Vargas y que recibió muy buenos comentarios del público, tanto por la creatividad del mismo, como por la similitud.

Pero las aulas de enseñanza no se quedaron atrás, por cuanto el tema de la creación de Dios, del universo, las galaxias y la Tierra estaban presentes en cada una de ellas, con diferentes escenarios que sin duda mostraron el ingenio de los jóvenes, que a la postre fueron los creadores de cada uno de ellos.

Al concluir el sábado este campamento, se tuvo un programa de rutina a partir de las nueve de la mañana, iniciando con el tradicional sketch a cargo de José David Barrantes e Hillary Castro, quienes a lo largo de la semana mostraron una extraordinaria capacidad como actores, transmitiendo a los muchachos cada mensaje en forma coloquial, amena y coherente, sin perder el hilo conductor del mismo.

Al final de la actividad de clausura, Cristian Herrera -quien junto María José Brenes, su esposa son los pastores de niños del CCVN- le correspondió tener un interesante mensaje de reflexión para los padres de familia.  Más fotos en: Periódico Maranata Oficial.