La importancia del magnesio

Rodolfo San Silvestre / Naturópata /

Los problemas cardíacos están relacionados con los niveles bajos de magnesio, sin embargo, la ciencia va por el “camino equivocado”.

En el 2013, el resultado de una revisión “innovadora” que cubrió lo que se sabía sobre la enfermedad cardiovascular desde 1937, encontró que los niveles bajos de magnesio – no los niveles elevados de colesterol, ni el consumo excesivo de grasas saturadas – son la causa principal de muchos aspectos de las enfermedades cardíacas. 

Una revisión de 10 años, realizada por la científica y autora de la investigación, Andrea Rosanoff, Ph.D, se basó en la investigación previa de la Dra. Mildred Seelig, quien estudió la relación entre el magnesio y las enfermedades cardiovasculares, durante más de 40 años. Seelig señaló:

“Todos estos estudios han encontrado que los niveles bajos de magnesio, están relacionados con todos los factores de riesgo conocidos para las enfermedades cardiovasculares, tales como el colesterol y la presión arterial alta, la acumulación de placa arterial (aterogénesis), endurecimiento de las arterias y la calcificación de los tejidos blandos.

Esto significa que todos estos años, hemos ido por el camino equivocado, al culpar al colesterol y a una dieta rica en grasas saturadas, cuando el culpable real era y sigue siendo los niveles bajos de magnesio”.

Rosanoff dice que desde 1957 estaba bastante claro que los niveles bajos de magnesio, son “una causa fuerte y convincente de aterogénesis y calcificación de los tejidos blandos. Pero esta investigación fue ignorada inmediatamente, ya que el colesterol y la dieta rica en grasas saturadas se convirtieron en el enemigo a perseguir”.

Los científicos tomaron el “camino equivocado”, aun cuando la investigación era bastante clara, dice Rosanoff, lo que hizo que las enfermedades cardíacas y los problemas cardiovasculares se traten de forma equivocada.

Esto había provocado que poblaciones enteras no lograran equilibrar su consumo de magnesio y calcio y esto está empeorando. 

Los estudios siguen demostrando que cuando la proporción entre el calcio y el magnesio está desequilibrada, afirma Rosanoff, aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas. 

El  magnesio es excelente  para los huesos.

La evidencia es “demasiado convincente como para ignorarla”

Carolyn Dean, médico y naturópata, miembro de la Junta de Asesores de la Nutritional Magnesium Association, afirma que es obvio que el colesterol no es la causa porque durante dos décadas las estatinas han sido la respuesta que los médicos han ofrecido a sus pacientes, sin embargo, las enfermedades cardíacas siguen siendo la principal causa de muerte en los Estados Unidos.

Aunque hay muchas otras condiciones médicas que pueden atribuirse a los niveles bajos de magnesio, Dean enlistó seis de los más debilitantes:

Hipertensión (presión arterial alta), Diabetes tipo 2, Problemas para optimizar los niveles de colesterol, Arritmia cardíaca, Angina, Ataque cardíaco.

La dietista de las celebridades Ashley Koff, también miembro de la junta de asesores de la revista Prevention, señaló que el magnesio ha recibido merecidamente mayor atención como un nutriente crítico en relación a una salud óptima.

Además, ella cree que, en la actualidad, corregir los niveles de las recomendaciones de consumo de magnesio es uno de los problemas de salud más importantes. 

“Hay muchos desafíos para lograr el consumo adecuado de magnesio en la alimentación moderna, por lo tanto, considero al magnesio parte de los nutrientes esenciales para suplementarse diariamente y – particularmente, a la luz de esta revisión– crucial para prevenir las enfermedades cardiovasculares en todas las poblaciones de pacientes”

Los científicos encontraron en un estudio de marzo de 2017, que la hipertensión estaba inversamente relacionada con el magnesio en los niños que viven en áreas de mayor altitud en Argentina.

Otro estudio de tres meses, aleatorio, a doble ciego y controlado por placebo, reveló que la suplementación con magnesio mejoró el estado metabólico de los pacientes obesos y pre-diabéticos con casos leves de enfermedad renal crónica.

La alimentación es la principal fuente de magnesio.

¿Por qué es tan importante el consumo de magnesio?

El Dr. Mehmet Oz, presentador del programa de difusión nacional y ganador de un premio Emmy, Dr. Oz Show, así como vicepresidente y profesor de cirugía en la Universidad de Columbia, dice que el magnesio es esencial para ayudar a regular el metabolismo y que ayuda a reducir la presión arterial y dilatar las arterias. 

Además, Oz afirma que posiblemente tres de cada cuatro personas en los Estados Unidos, no consume la cantidad de magnesio que necesita, lo que significa que padecen de deficiencia de magnesio. 

Aunque la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda de 400 a 500 mg de calcio, Dean aconseja una proporción de 1,1 entre el calcio y el magnesio y el calcio debe obtenerse de fuentes alimenticias, también recomienda añadir dosis de vitamina D junto con vitamina K2 y “la combinación de todas estas medidas protegerá tanto su corazón como sus huesos”.

La investigación de Wang analizó los datos de 40 estudios epidemiológicos de 1999 a 2016, en busca de la relación entre el magnesio alimenticio y las diferentes enfermedades.

Todos los estudios utilizaron encuestas alimenticias para recordar el consumo de alimentos con el fin de determinar los niveles de magnesio y los resultados variaron bastante. 

También se tomaron en cuenta factores biológicos, de estilo de vida, género y ubicación del estudio.

Después, los investigadores realizaron análisis de la respuesta a la dosis para el efecto de cada aumento de 100 mg al día de magnesio alimentario.

La conclusión del estudio respaldó la conclusión del otro estudio, que decía que un mayor consumo de alimentos ricos en magnesio podría ser beneficioso para la salud en general.

En el comunicado de prensa de Wang, señaló:

“El magnesio es vital para la salud humana y las funciones biológicas normales incluyendo el metabolismo de la glucosa, la producción de proteínas y la síntesis de ácidos nucleicos como el ADN.

La alimentación es la principal fuente de magnesio, ya que este elemento puede encontrarse en alimentos como especias, frutos secos, frijoles, cacao… y vegetales de hoja verde“.

Alimentos ricos en magnesio: cómo combatir naturalmente las enfermedades relacionadas con el corazón

El magnesio es el cuarto mineral más abundante en su cuerpo y más de 300 enzimas dependen del funcionamiento normal de sus músculos y nervios que está relacionado con la energía, vasos sanguíneos relajados, buena formación dental y ósea y la regulación de la insulina y los niveles de azúcar en la sangre.

El magnesio ayuda a desintoxicar su cuerpo de toxinas y ayuda a sintetizar el glutatión. También desempeña un papel vital en el desempeño mitocondrial de su cuerpo, así como en mejorar sus niveles de energía.

Uno de los aspectos más positivos de este mineral es que cuando su cuerpo ha recibido la cantidad óptima que necesita, simplemente elimina el sobrante.

Dean, en su libro titulado “The Magnesium Miracle“, recomienda tomar 200 mg al día, pero dividido en dos o tres dosis, ya que puede tener un efecto laxante.

Otros científicos recomiendan tomar casi el doble de esa cantidad, pero la edad y el sexo son factores que debe considerar.

Los alimentos que contienen magnesio son:espinaca,col berza,acelga, nabos verdes, hojas de remolacha, brócoli, coles de bruselas, kale, lechuga romana u orejona, cacao crudo, aguacate, frutos secos y semillas, frutas y bayas de calabaza.

El pescado graso (salmón silvestre de Alaska), las semillas incluyendo las semillas de calabaza y girasol, los frutos secos incluyendo el anacardo, las almendras, nueces de Brasil y las hierbas y especias incluyendo el cebollín, cilantro, comino, perejil, semillas de mostaza, hinojo, albahaca y clavo, también son ricos en magnesio, así que como puede ver, es fácil incluir este mineral en su alimentación.

En las tiendas macrobióticas , encontrará Clorumax que es cloruro de magnesio, se debe tomar una tableta cada 6 horas. 

Luvus es un polvo que contiene magnesio manganeso y calcio se debe tomar una cucharadita en taza agua cada 12 horas.