En Colombia: Iván Duque llegó a la presidencia con el apoyo evangélico

Róger Murillo / periodicomaranata.com

Iván Duque, abogado de 41 años de edad se convertirá el próximo siete de agosto en el mandatario número 60 de Colombia,  en buena parte gracias al voto de la comunidad evangélica.

Duque de derecha, ganó con más del 54 por ciento de los votos, superando a Gustavo Petro de izquierda, quien obtuvo el 41,7.

Graduado como abogado en la Universidad Sergio Arboleda de Bogotá, cuenta con un máster en Derecho Económico de la American University y otro en Gerencia de Política Pública de la Universidad de Georgetown (EE. UU.).

Con una corta carrera política, primero como  senador de la República y luego candidato presidencial, tuvo que defenderse de las críticas de sus adversarios quienes constantemente le señalaban la falta de experiencia política.

Después de los  resultados de la primera ronda presidencial, donde obtuvo 7.569.693 votos, a su proyecto se le unió un alto porcentaje del Partido Liberal, de Cambio Radical y del Partido Conservador. Y además de eso contó con el apoyo de tres expresidentes: Álvaro Uribe, Andrés Pastrana y César Gaviria.

Pero si algo supo hacer Duque, fue negociar con los tres partidos cristianos de Colombia y comprometerse con temas pro vida y familia, por lo cual se espera que sus postulados no sean los de un político más y se mantenga fiel a su palabra, sobre todo porque a Duque se le critica de  exponer un discurso que es una versión moderada en algunos temas, del que ha tenido  el ex presidente Álvaro Uribe, quien a  propósito, cada vez que está en campaña política se acuerda de los creyentes y luego se olvida de ellos.

Partidos cristianos

En Colombia existen tres partidos cristianos,   “Somos”  presidido por la senadora y ex fiscal de  la nación Viviane Morales, “Colombia Justas Libres” que tiene al frente al pastor Jhon Milton Rodríguez y el “Movimiento Independiente de Renovación Absoluta” (MIRA) que es considerado el brazo político de la Iglesia  de Dios Ministerial de Jesucristo Internacional, dirigido por el pastor Carlos Alberto Baena López.

Los tres le dieron el apoyo a Duque, quien se reunió varias veces con los pastores y hasta repitió la oración de fe recibiendo a Jesús como Señor.

Esta última parte no es ninguna garantía, por cuanto en América Latina casi todos los políticos que se reúnen con líderes cristianos hacen lo mismo.

Pero lo que si es real, es que Iván Duque llega a la presidencia muy comprometido con la Iglesia Evangélica de Colombia.

Porcentaje de cristianos

Según la encuesta Barómetro de las Américas, la población de esta nación suramericana es de aproximadamente 49.817.488 habitantes y el sector protestante evangélico asciende a  los 15 millones 906 mil personas, de lo que se desprende que si la Iglesia cristiana colombiana  logra unirse políticamente, puede decidir unas elecciones como en este caso y más adelante,  podría presentar su propio proyecto político, como estuvo a punto de hacerlo con la ex fiscal Viviane Morales, que luego desertó a la posibilidad de ser candidata presidencial con el Partido Somos.

Pero no solo a eso pueden aspirar estos partidos, por cuanto además de tener diputados en el Senado de la República y en la Cámara de Representantes, su fuerza creciente puede llegar a sumar varias alcaldías en las principales ciudades del país y en pequeños municipios.

Sin duda que la participación de los cristianos en la política de Colombia, es un fiel reflejo de lo que está sucediendo en América Latina y por supuesto, sigue siendo un tema para debatir.

 Sea que estemos o no de acuerdo con la participación de la Iglesia en la política, lo que si es inobjetable, es que la presencia de líderes evangélicos en las altas esferas gubernamentales sigue creciendo en todos los países de nuestra región latinoamericana.