El Sí triunfa en referendo para nueva Constitución en Cuba

Evangélico Digital /

La Comisión Electoral Nacional ha dado a conocer la victoria del Sí a la nueva Constitución cubana por el 86,8 % de los votantes en el referendo celebrado este domingo, en el que la participación fue del 84,4%, según datos preliminares anunciados este lunes.

De los 7.848.000 millones de votos depositados, el 86.8 % fue para aceptar el nuevo texto, el 9 % votó NO y el 4,1 % restante correspondió a votos en blanco o nulos, informó en una rueda de prensa la presidenta de la Comisión Electoral Nacional (CEN), Alina Balseiro.

Las estimaciones a pie de urna apuntaban que el Sí ganaría aproximadamente con un 80% de los votos, y que el NO sería de poco más del 10%.

La diputada Mariela Castro –hija del expresidente Raúl y sobrina de Fidel Castro– comenzó en 2018 una fuerte batalla para que en la reforma constitucional se modificara un artículo de la Carta Magna que impedía el matrimonio homosexual.

En concreto se proponía que el matrimonio fuera entre dos personas, eliminando la mención de entre hombre y mujer. Pero un debate popular convocado a finales de año mostró el rechazo de muchos ciudadanos a las uniones gay.

“No puedo votar a favor de algo que va en contra de muchos de mis principios, es triste, pero es una realidad”, dijo la pastora Álida León, presidenta de la Liga Evangélica de Cuba, una de las iglesias de una decena que capitanearon lo que llamaron la familia en su “diseño original”, es decir, la unión entre un hombre y una mujer.

Se calculaba que serían algo más de medio millón de evangélicos que votarían No a la reforma.

Sin embargo, El SÍ a la Constitución se ha impuesto tras una intensa campaña del Gobierno cubano, tanto en medios de prensa y la televisión como en la vía pública.

Arrestos y persecución a opositores

Según se conoció el fin de semana, un pastor evangélico de Santiago de Cuba fue arrestado, acusado de decirles a sus fieles que no votaran en el referendo, informó Israel Matos Collado, también cristiano, en su cuenta de Facebook.

Roberto Veliz Torres, ministro de las Asambleas de Dios en la localidad de Los Benítez, en el municipio Palma Soriano, fue detenido por un agente del Departamento Técnico Investigaciones de Cuba, quien le dijo que los feligreses de su congregación estaban manifestándose contra la Constitución.

Ante la negativa del religioso a acompañarlo, el oficial lo amenazó con mandar a buscar una patrulla, si no cooperaba. Fue así que, sin mediar orden de arresto ni citación oficial, fue llevado a un lugar desconocido para su familia, donde lo retuvieron durante más de dos horas.

Cuando otro líder evangélico, de apellido Benítez, preguntó qué artículos de la ley había violado su compañero, le respondieron que había orientado a sus acólitos no votar en el referendo.

“No, ustedes se equivocan, vamos a votar NO, porque lo contrario está en contra de nuestros principios bíblicos”, rectificó él.

Activistas de derechos humanos, opositores y obervadores independientes reportaron un abanico de irregularidades en el referendo que se celebró en Cuba. Las irregularidades abarcan desde el uso de lápiz y no de tinta para marcar las boletas en todos los colegios electoales del país, una clara violación de la Ley Electoral, hasta la intimidación y el arresto de miembros de la Asociación Cubana de Observación Electoral (ACOE).